Entrevista a David Castro

David Castro presenta un disco lleno de letras cargadas de sensibilidad. Canciones que os atraparán desde el. Un valiente que tras una extensa carrera se lanza con una gran propuesta El idioma de los relojes.

EL IDIOMA DE LOS RELOJES
25 DE MARZO, 21H EN SALA GALILEO GALILEI

¿Cómo fue que surgió la idea de hacer este nuevo material?

Después de años componiendo en inglés (publicando tres discos de estudio con mi otro proyecto, Street Wings), sentí la necesidad de contar en canciones todo lo que estaba revoloteando dentro de mí. Y quise hacerlo de una manera más sincera, sin esconderme tras un idioma que no era el mío.

Las épocas personales de cambios donde todo tu mundo interior se tambalea son una gran  fuente de inspiración y nos ofrecen la oportunidad de reconstruirnos y reinventarnos para alcanzar nuestra mejor versión posible. En nuestro caso, a través de un proceso artístico que resulta apasionante.

¿Llevó mucho tiempo el armado del material y cómo fue la selección de las canciones que vamos a encontrar?

Diría que ‘El idioma de los relojes’ nace en diciembre de 2016, cuando llega a mí la canción posiblemente más especial que tengo hasta la fecha, ‘El último baile’. Después fueron apareciendo más temas y entendí que era el principio de algo más grande. Fue entonces cuando sentí la necesidad de reunirme con José Nortes para plantear la grabación de este disco.

Trabajé durante más de un año para terminar de dar forma a las canciones y, en ese proceso, entender hacia dónde quería orientar el sonido y el concepto de este disco.

Algunos temas los dejé fuera antes de entrar a grabar, otros los grabamos y descartamos posteriormente porque entendimos que el listón estaba muy alto.

Hay temas que llegaron tarde (o pronto si pensamos en el siguiente álbum que está por venir) y algunos que llegaron a tiempo, hasta el punto de obligarnos a juntar de nuevo a la banda para grabarlos porque merecían formar parte de este disco.

Como veis ‘el tiempo’ es un ingrediente imprescindible y juega un papel muy importante en cualquier proceso creativo.

¿Qué cosa o qué sensación has sentido cuando terminó la grabación?

Siento este final como un nuevo principio. Toda la grabación ha resultado un proceso de aprendizaje y de auto descubrimiento en lo musical. Ya estoy deseando dedicarme en cuerpo y alma a trabajar en todas las nuevas canciones que han llegado en estos últimos meses para compartirlas con todos vosotros.

Pero como todo, las canciones necesitan su tiempo para crecer y madurar. Mi mayor motivación es superarme con cada nuevo trabajo.

Básicamente, ¿qué nos cuenta el material?

‘El Idioma de los Relojes’ esconde una visión optimista de una brecha en el tiempo, una época de cambio y crecimiento, de redescubrirse y conocerse mejor a uno mismo, de realimentar la llama de esas pasiones que nos mueven y nos hacen soñar en vida, de entender mejor el amor en sus diversas formas y aprender a valorar y disfrutar su esencia.

Si algo he aprendido en esta última etapa de mi vida ha sido a cuidar mejor mi tiempo. A entender que su valor nada tiene que ver con parámetros cuantitativos. Sino que la verdadera medida del tiempo es el ‘Tiempo de calidad’.

Cada uno elige la actitud que adopta ante el tiempo. Hay quien se deja esclavizar por él. A mí me fascina su dimensión creadora de todo lo que aún no existe y está por venir. Por esa razón, prefiero verle como mi mejor aliado. Lo pienso en especial esos días en que me acuesto con una canción nueva que al empezar el día no existía.

¿Cuál fue el mayor desafío al momento de empezar a armar este material?

El mayor desafío fue entender quién era David Castro. Durante el propio proceso de creación de este disco fui encontrando la respuesta. En un principio simplemente me puse a caminar y caminar, trabajando sin descanso. Con el tiempo me detuve y, al echar la vista atrás, comprendí hacia dónde me estaban dirigiendo todos esos pasos. Pude reconocerme y trazar un estilo y una esencia común en todas las canciones que habían ido llegando.

De cara a la producción, quería buscar un sonido fresco, que los temas sonaran grandes, enérgicos e íntimos a partes iguales. He tenido la suerte de que fueran apareciendo en mi vida los músicos idóneos para sacar todo el partido a estas canciones.

Y por supuesto, siempre tuve clara la pieza fundamental que engranaría todo y encontraría el mejor resultado para este proyecto, José Nortes a los mandos de la producción.

Me imagino que después de estos años arriba de un escenario debe haber un tipo de canciones  que te gustan más que otras… ¿Cuáles son tus preferidas para cantar y cuáles para escuchar?

Mis canciones preferidas son aquellas que consiguen removerme por dentro. Cuando lo consiguen, es una sensación única e inigualable.

¿Qué es lo que el público verá el dia 25/03/19 en tu nueva presentacion….?

Me gusta cuidar mucho las canciones y rodearme de músicos que las embellecen y las hacen crecer. Creo que la verdadera magia de los directos está en saber contar las historias que encierra cada canción para conectar con la gente y crear una energía que viaje de un lado al otro del escenario.

Os espero a todos el próximo 25/03/19 en la presentación de ‘El idioma de los relojes’ en la sala Galileo Galilei de Madrid. Será una bonita reunión de amigos celebrando la llegada al mundo de esta colección de canciones.

30 marzo – Donosti (Sala Altxerri, 21:00)

6 abril – Valencia (Sala El Volander, 22:00)

Entradas para la gira, reserva de discos y mucho más en:

www.davidcastroweb.com

Agradecemos a

Gran Vía Comunicación

info@granviacomunicacion.com

luciaesteso@granviacomunicacion.com

Tel.676149045

                     Tel. 608648262 Tel. 660721321

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*