Entrevista a RODRIGO PAGANO

presenta
Entrevista a RODRIGO PAGANO

¿Por qué decidiste ser artista?
Creo que el
arte es algo que nos pasa. No sé si se puede decidir ser artista, es un poco
como tener hambre. Yo tengo la necesidad de contar historias, de mostrar mundos
nuevos, de crear otras realidades.
¿A qué edad nació esta pasión por la
actuación que tenés?
Yo era el típico
pibe que actuaba en todas las obras del colegio. Me encantaba, y recuerdo
haberles pedido a mis viejos que me mandaran a estudiar teatro. En casa no
había un mango, y en Merlo (donde viví toda mi infancia y adolescencia) tampoco
había muchas opciones. Al final nunca estudié de chico. Me la pasaba
escribiendo cuentos, y practicando música con unos instrumentos de viento que
había en casa.
Hace unos 10 años me conecté/reconecté con 
la actuación, y desde ahí no paré. Fue amor a segunda vista.

¿Tus padres te apoyaron en este
camino artístico?
Sí, siempre.
Siempre me apoyaron y estimularon. También tuve el apoyo de mis tíos, que son
ambos artistas plásticos muy talentosos. Tenían una biblioteca impresionante y
a mí me encantaba ir a su casa. Gracias a ellos conocí a Artaud, a Van Gogh, a
García Lorca. Nos pasábamos toda la noche charlando y leyendo. Eran unas
veladas preciosas.
¿Cuántos años ya llevas arriba de los
escenarios?
Este es mi
séptimo año, desde el estreno de Rapaz (2011) con la dirección de Sol Titiunik.
Me imagino que en todos estos años
debemos tener mil anécdotas ¿Cuál es la que más recordas, que hoy nos puede
robar una sonrisa?
Estaba actuando
en “Una foto”, una obra corta de Eduardo Rovner; haciendo el papel del padre.
Hacia el final de la obra, el personaje tiene un ataque de nervios y le habla
al hijo, al mundo, al cielo como pidiendo ayuda. Es el clímax, y es un texto
muy fuerte y potente. Trabajábamos con audios, así que los parlantes estaban
conectados para poner el tema del cierre. A segundos de terminar, en plena
desesperación, y luego de rogar por un poco de paz de espíritu, se hace un
mínimo silencio y por los parlantes sale la voz metálica de la computadora
diciendo “LA BASE DE DATOS DE VIRUS HA SIDO ACTUALIZADA”
Recomendación, si van a poner audios con una compu, fíjense que desconecten el
antivirus 🙂
¿Cuál es el nombre de la obra  que estas dirigiendo en estos momentos? ¿Cómo
llegó este proyecto a tus manos?
La Mecánica de la Carne es una obra basada en textos
producidos por Pedro Fresneda y el grupo de Teatro Ensalle (en este caso
creación junto a Raquel Hernández y Artús Rei)
Dalma Portero
vio la obra cuando se representó en la Argentina hace casi 10 años y quedó
enamorada de los textos. Ella se puso en contacto con el autor para solicitarle
el permiso para realizar una versión local, y junto con Gustavo Pérez Lindo me
interesaron en el proyecto.
¿Cómo te llevas con este nuevo rol de
director?
La verdad es
que fue una experiencia muy interesante y satisfactoria. Esta obra en
particular fue muy compleja dado que los textos originales no eran textos
teatrales, sino literarios, por lo que gran parte del trabajo fue darles entidad
escénica.
Me quedo con ganas de seguir dirigiendo, y de hecho ya empecé a pensar en otros
proyectos. Me gustaría poner en marcha alguno el año que viene. 
Además sos músico ¿Qué canciones te
gustan más?
De las
canciones que me gustan cantar, nombraría las de algunos cantautores que me han
marcado mucho a lo largo de la vida. No podría individualizarlas por un simple
hecho de justicia, pero seguramente formarían parte del repertorio de Juan
Carlos Baglietto, Silvio Rodriguez, Joan Manuel Serrat, León Gieco, Santiago
Feliú. Nombraría también algunos grupos de rock nacional, como Serú Girán, que
también me gustan mucho. 
¿Cuál es tu estilo de música
favorita?
Ahí sí que ya
no sé qué decirte. Se me complicaría mucho elegir un estilo musical favorito.
Últimamente estuve volviendo al metal progresivo (Shadow Gallery, Queensrÿche)
pero voy variando a lo largo del tiempo. Puedo poner un disco de Piazzolla, y
poner después uno de Dream Theater.
¿Qué les dirías a tus seguidores
acerca de los sueños que tienen de ser alguien en la vida?
Es una
pregunta un poco extraña. Ser alguien en la vida es algo muy relativo, y
depende del criterio que se usa para juzgarlo.

Me parece que el único criterio que vale en este caso es el criterio propio,
sentirse bien con la propia vida es un poco mantenerse haciendo cosas de las
que te sentís orgulloso y le dan sentido a tu día a día. Las cosas de las que
cada uno se siente orgulloso también pueden variar, pero ahí está el juicio
ético que utilicemos.  

¿Qué actores jóvenes te han llamado
la atención últimamente?
Hay muchísimo
talento en los escenarios del teatro independiente, de todas las edades. Los
invitaría a consumir más este tipo de teatro en general.
¿Qué sentís cuando estás en un
escenario?
Es una
sensación muy linda, mezcla de vértigo, excitación, preocupación, trance,
nervios, cosquillas en la espalda. Es algo único, pero no se deja describir muy
bien.
¿Qué opinas de las escuelas de música
o actuación que hay en la actualidad?
Opino que hay
muchas y muy buenas. Lo importante es encontrar la que mejor le sirve a uno y
tratar siempre de aprender cosas nuevas.
¿Estudiaste en alguna escuela de
actuación o música?
Sí. Intento
estar constantemente en formación. En música fui mayormente autodidacta, aunque
he tenido maestros temporales.
¿Crees que el arte escénico es
importante en nuestras vidas? ¿Por qué?
Si claro. El
arte escénico es una de las expresiones más genuinas y efímeras del arte.
Existe en ese momento en el que lo estás viendo, y después desaparece para
siempre.
Es además una
vivencia liberadora y colectiva, que acaricia las mentes de los que la
experimentan y tiene el potencial de transformar al espectador, políticamente
hablando. No por nada es una de las expresiones que primero se prohíben en las
sociedades que recortan libertades.
 
El nombre de esta página es La
Bitácora del Artista, como tal, ¿qué es lo que guardarías en la Bitácora para
que otros visitantes vean?
Un misterio a
descubrir. Son las cosas que nos mantienen funcionando.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*